Ucrania – Nueva oleada de registros, interrogatorios y detenciones de anarquistas y activistas sociales en Kyiv, Lviv y Dnipro

Recojo de 325, traduzco y difundo la siguiente información de la Cruz Negra Anarquista ucraniana sobre los recientes allanamientos y detenciones de varies anarquistas y activistas sociales o ecologistas en las ciudades ucranianas de Kyiv, Lviv y Dnipro. Les compañeres, por supuesto, vieron violados sus supuestos «derechos» (impidiéndoles grabar los registros de la policía en sus casas, impidiendo a les abogades acceder y estar presentes durante éstos, presionando a sus familiares para intentar obtener información, etc.; nada que no hayamos visto antes en operaciones policiales de este tipo en muchos países, incluyendo éste) y fueron sometides a interrogatorios donde se intentó sonsacarles sobre otres activistas bajo amenazas de abrirles causas penales si no colaboraban. Los maderos, por lo visto, justificarían su nuevo golpe represivo con la investigación que se habría abierto por la paliza que un grupo de antifascistas propinó a Dmytro Verbych, conocido miembro de grupos neonazis que el pasado 2 de mayo probó un poco de su propia medicina. El Estado sabe cuidar de sus huestes y castigar cuando alguno de sus fieles y cobardes soldaditos recibe su merecido.

Solidaridad y fuerza para les compañeres afectades por esta nueva oleada represiva. ¡Porque haya sido quién haya sido, siempre es correcto golpear a un fascista!

————————————-

El 6 de diciembre, la policía y las Fuerzas de Seguridad Ucranianas arrestaron y registraron domicilios de anarquistas en Kyiv, Lviv y Dnipro.

En Kiev, la policía registró la residencia de Sergey Kovalenko (el nombre y el apellido están cambiados). Sergey no estaba en casa en ese momento. Agentes de la ley pidieron a la madre del activista que reconociese a su hijo en el vídeo de la paliza a Dmytro Verbych, antiguo miembro del grupo neonazi C14, que ocurrió el 2 de mayo. Anteriormente, en abril de 2018, Sergey y su compañera sentimental Svetlana (el nombre está cambiado) fueron arrestades durante la acción de solidaridad con les trabajadores del astillero de Mykolaiv Shipbuilding. También, la policía registró e interrogó a la activista ecologista y por los derechos de les animales Anna Luhova (el nombre está cambiado). Anna fue amenaza con la apertura de un caso penal (por los artículos 296, 187 y 263 del Código Penal ucraniano, por hooliganismo, bandolerismo y posesión ilegal de armas) si se negaba a dar información sobre otres miembros del movimiento anarquista en Ucrania.

En Lviv, las Fuerzas de Seguridad Ucranianas y la policía registraron los pisos de Taras Bohay y Oleh Kordiaka, miembros de las organizaciones Bandera Negra y Plataforma Ecológica. Los agentes de la ley confiscaron sus aparatos y un par de pegatinas. La policía interfirió con las grabaciones en vídeo del registro y no permitieron a un abogado entrar a la habitación. Los maderos afirmaron que buscaban grabaciones originales del asalto contra Dmytriy Verbych.

En Dnipro, la policía arrestó a tres ecoactivistas que participaron en el campamento de verano ecologista “Huha”, organizado por la Plataforma Ecológica (Lviv) y Acción Ecológica (Kharkiv). El 3 de agosto a las 7 de la mañana, 4 agentes de policía y 6 hombres no identificados con trajes militares entraron al campamento. La policía grabó en vídeo a les participantes y recopiló información personal de activistas apelando a una falsa investigación sobre un supuesto caso de asesinato en un pueblo cercano. Durante los interrogatorios, les activistas fueron preguntades sobre el asalto a Dmytro Verbych y sobre su participación en el campamento de verano ecologista.

Todes les anarquistas fueron interrogades acerca de Sergey Kovalenko y sobre el ex-preso político bielorruso Alexander Frantskevich.

Las actividades del sistema legal ucraniano demuestran con elocuencia que las autoridades están preparadas para fiscalizar a cualquier individue socialmente active. Las Fuerzas de Seguridad Ucranianas y la policía encubren e ignoran repetidamente numerosos asaltos contra anarquistas, activistas sociales, activistas feministas y LGTBIQ o por los derechos humanos cometidos por grupos neonazis. Por el contrario, usan un asalto contra Dmytro Verbych como la excusa formal para la represión contra activistas sociales y anarquistas que se preocupan por los problemas de les trabajadores o del medio ambiente.

This entry was posted in Noticias, Noticias y comunicados and tagged , , , , . Bookmark the permalink.