Un grupo de alumnxs se moviliza contra Luciano Méndez Naia, profesor de la USC responsable de acosar, humillar y amenazar a una alumna por llevar “escote excesivo”

Hace aproximadamente un mes os hablaba en este blog de la escandalosa muestra de machismo que un profesor de la USC (Universidad de Santiago de Compostela) había protagonizado en su clase, al afirmar que el “escote excesivo” de una de sus alumnas le impedía concentrarse, y haberse basado en ésto para humillar y amenazar con la violencia física a la chica, que acompañada de un grupo de alumnxs que se solidarizó con ella, abandonó el aula para dirigirse al rectorado donde presentó la pertinente queja y denuncia exigiendo el cese inmediato del profesor, el cual por cierto todavía no ha tenido lugar (es curioso cómo en estos casos la intervención de la autoridad académica correspondiente siempre se demora demasiado sospechosamente). Por ahora, la única medida tomada ha sido cambiar de grupo a la alumna. En cuanto al profesor, lejos de retractarse, continuó con la misma actitud, enviando un comunicado a la prensa donde reafirmaba sus comentarios insultantes a la alumna y justificaba su comportamiento afirmando que no le avergonzaba reconocer su propia incapacidad para controlar sus impulsos a causa de la excitación que le provocaban los atributos físicos de sus alumnas, hablando de su “complicada testosterona” a la hora de explicar sus comentarios, y culpabilizando a la alumna de haberle “provocado” al llevar lo que describió como “un escote excesivo” (una vez más, la culpa como sempiterno estigma patriarcal recae sobre la mujer) .

En respuesta a estos hechos, y a la absoluta indiferencia y tolerancia parsimoniosa de la USC a la hora de actuar con contundencia contra este señor, además de los carteles y pintadas contra el profesor aparecidas en los tablones y muros del recinto universitario, el pasado día 16 de marzo un grupo de alumnxs que cursan el Máster de Género, Igualdad y Educación en la misma universidad tomaron la iniciativa de movilizarse por su cuenta y riesgo contra Luciano Méndez, acudiendo a una de sus clases en sujetador y con rotulador distintas frases escritas en su pecho, alusivas a su incidente con la alumna a la que agredió con su recalcitrante sexismo. El profesor, una vez más, reaccionó con burlas cargadas de machismo (tales como resaltar una vez más como un sucio baboso su patológica fijación en los pechos de las chicas participantes de la protesta, o como dirigirse al único hombre del grupo activista para informarle de que iba a “mirar las tetas de tus compañeras”) y volvió a amenazar con violencia física a las alumnas, en este caso amenazando con expulsarlas del aula “con unas patadas en el culo”. Tras este episodio, finalmente la USC emitió un comunicado de prensa donde aseguran haber abierto un expediente disciplinario contra el docente, tras más de un mes de deliberación sobre el expediente informativo (muy curiosa la excepcional tardanza, insisto). No obstante, lxs alumnxs continúan exigiendo el cese inmediato del profesor al menos en lo que se resuelve la medida apropiada, para prevenir más agresiones machistas, y en última instancia reclaman su expulsión de la universidad al considerar que semejante personaje no está en absoluto capacitado para ejercer docencia alguna (aclaro que personalmente no creo en la universidad como institución ni en el sistema educativo sea quien sea quien asuma el papel de autoridad académica, pero ese es otro tema y otro debate que me reservo para situaciones en las que venga más a cuento).

Para terminar y complementar lo aquí difundido, recojo del blog O gajeiro na navea y traduzco desde el original en galego el siguiente artículo, no sin antes saludar la iniciativa de estxs estudiantes.

Luciano Méndez Naia, ¡pim, pam, púm!
¡USC, espacio peligroso! ¡Machete al machote!

—————————————

Ayer supe de la estupenda acción de unas chicas (y un chico) estudiantes del Máster de Género, Igualdad y Educación de la USC que asistieron a una clase de Luciano Méndez, el profesor machista del que ya os hablé hace cosa de un mes, interrumpiéndole “con ironía y escotes” como necesaria respuesta a la situación creada ante el silencio corporativista del gobierno de la USC y la casi nula toma de medidas (el docente sigue impartiendo aulas y la alumna fue cambiada de aula). Vaya por delante mi aplauso.

Días antes y con la connivencia de un falsimedio*, el elemento en cuestión seguía echando basura por la boca y recién salía publicada una nueva opinión suya en la que se considera la víctima de la situación e incluso le echa la culpa de sus improperios a una alumna a su “complicada testosterona” (!!!).

Mientras el gobierno de la USC callaba, las chicas que hicieron la protesta con el motivo de mostrar su “desacuerdo tanto con su discurso sexista como con la ausencia de consecuencias inmediatas o medidas por parte de la USC” exigen “la suspensión inmediata del profesor como medida preventiva durante el proceso de investigación y la aceptación por parte de la USC de cualquier medida que la alumna discriminada decida”, porque, aunque parezca mentira, este elemento sigue impartiendo la docencia.

Curiosamente, ayer mismo por la tarde, sólo unas horas después de la acción, el gobierno de la USC hacía público, en los mismos falsimedios que abogan por dar voz al machista, que se iniciaba un expediente disciplinario contra el docente, a la vista de que el expediente informativo – que duró todo un mes – revelara “causas suficientes” para iniciar este procedimiento. El hecho de tardar todo un mes en sacar tales conclusiones sólo evidencia que desde el gobierno de la USC no hay prisa alguna en sancionar al docente, y que igual, de no haber sucedido la protesta, el expediente informativo podría haberse prolongado hasta… como claro ejemplo de manifestación de la complicidad corporativista.

También supe de otra noticia en Barcelona donde un profesor médico dermatólogo, de una academia que prepara alumnado para el MIR, comparó la función de determinadas glándulas con las mujeres que van a las discotecas: las que van a ligar son “guarras” y las que van a bailar son “rancias” y no era la primera vez que hacía estas comparativas sexistas pues en otra ocasión se refirió al liquen como hombre ordenado ,correcto y a la psoriasis como mujer loca, “alocada”, descontrolada. Y que, si bien fue apartado del centro académico, desconocemos su filiación porque la academia solicitó a los falsimedios (y estos accedieron) a que no se hiciera público su nombre (!!!) en otra prueba de complicidad corporativista. Y más allá deja claro que las machistas en la docencia universitaria no son casos aislados y que la “libertad de cátedra” del a que gozan estos inútiles permite el silenciamiento y ocultamiento de estas prácticas en los supuestos templos del saber.

Ya para ayudar a dar difusión a esta acción, os pego aquí sus impresiones tras la misma en las que destacan que Méndez tuviera varias “salidas de tono”, lamentándose de que las alumnas llevaran el pecho pintado porque no lucían tan bien sus “virtudes femeninas”, anunció que cerraba la persiana para “tener más intimidad, porque con el ambiente que hay igual va a más”, dirigiéndose al único hombre del grupo le dijo que iba a “mirar las tetas de tus compañeras” y, finalmente, las amenazó con “echarlas con unas patadas en el culo” a lo que las alumnas le respondieron que se iban a marchar porque tenían “una cita con Domingo Neira” (el profesor de la USC denunciado por su actitud homófoba) y le entregaron un comunicado, que Méndez se negó a recoger y tras dejárselo en su mesa, “lo recogió y lo arrugó agresivamente”.

Este es su comunicado (que pego textualmente):

“El pasado mes de febrero, el profesor Luciano Méndez de la USC profirió repetidos comentarios machistas contra una alumna, delante de ella y del resto del alumnado, llegando incluso a amenazarla. Posteriormente, se reafirmó en su discurso sexista en dos artículos publicados en La Voz de Galicia. La alumna, acompañada de otrxs compañerxs, presentó una denuncia ante la USC, que por el momento no tomó más medidas que abrir una investigación y, ante la mediatización del caso, aceptar la petición de cambio de clase que la alumna solicitara y que le fuera denegada en un primer momento.

Como feministas y alumnas del Máster de Género, Igualdad y Educación de la USC, entendemos que el comportamiento y las declaraciones de Luciano Méndez, así como la falta de respuesta de la USC, son inaceptables. El primer requisito para que se dé una verdadera “calidad docente” responde a la transmisión de los valores de la igualdad y de la no discriminación, ya que los discursos de odio no pueden tener cabida dentro de la universidad pública.

Por lo tanto, exigimos la suspensión inmediata del profesor Luciano Méndez, como medida preventiva durante el proceso de investigación que la institución esté llevando a cabo, así como la aceptación por parte de la USC de cualquier medida en relación con el caso que la alumna discriminada decida. Además, exigimos el cese de Luciano Méndez como medida sancionadora final por parte de la USC.

Para reivindicar nuestro derecho a no ser discriminadas por nuestra vestimenta ni por nuestro género, para poder hacernos oír públicamente y para luchar contra la inacción de la USC este jueves 16 de marzo asistimos a una de las clases del profesor Luciano Méndez. Él defendió ampliamente su machismo en prensa, nosotrxs le respondemos con nuestra ironía y con nuestros escotes:

ANTES FRÍVOLA QUE MACHISTA.
A TESTO: UNA VIDA DE CONTROL
EXCESIVO ES TU MACHISMO
LADO DÉBIL = MALE TEARS**
ASQUEROSO TE OFENDE, MACHISTA NO
¿ERES UN PERRO, QUE NO TE PUEDES CONTROLAR?***
ASCO Y VERGÜENZA EN LA USC
TE REEDUCAMOS GRATIS
¿MI MASCULINA PIEL NO TE GUSTA?

——

Notas del blog:

* Con el término “falsimedio”, el autor de la noticia aquí reproducida se refiere a medios de comunicación de la prensa corporativa, comercial y burguesa, afín a los intereses de la clase dominante, manipuladora y falsa.
** El concepto “Male tears”, por si alguien no está familiarizadx con lo que significa, es traducible literalmente por “lágrimas de macho” y hace referencia a los lloriqueos y quejas de los machistas al reaccionar a la defensiva o victimizándose cuando alguien señala o denuncia públicamente sus actitudes y sus opresiones.
*** Aunque con matices, conocer la acción de lxs alumnxs me ha alegrado la tarde. No obstante, me parece demasiado frecuente usar apelativos como “perro”, “cerdo” y demás nombres de animales para referirse a la asquerosa y babosa actitud de los machirulos. Aunque entiendo los porqués de esto, por favor, pensemos en que es especista. Cualquier perrx es mucho más respetuosx y respetable que este energúmeno misógino. Lxs animales no-humanxs no tienen la culpa de los comportamientos deleznables de algunxs humanxs y no merecen que se les compare con ellxs.

This entry was posted in Acciones, Noticias, Noticias y comunicados and tagged , , , , , , . Bookmark the permalink.