[Texto] Llamamiento a la gente «libertaria». Presentación de la campaña abstencionista.

Recojo de Abordaxe! y traduzco al castellano el siguiente llamado de cara a las próximas elecciones generales del 20 de diciembre:

—————————————

A lxs libertarixs
Ante las próximas elecciones

Compañerxs:

Sabemos que no son estos los mejores tiempos para la intervención revolucionaria en la sociedad, por lo menos desde nuestro punto de vista, y sabemos que todxs, individuxs, grupos y organizaciones que se reclaman de la revolución social afrontamos muchos quéhaceres más o menos urgentes, empezando por hacer frente a la represión que se abate contra muchxs compañerxs.

Sabemos que en el pasado, desde el ámbito libertario-anarquista-autónomo-antiautoritario se trató el asunto electoral y nuestra contrapartida abstencionista desde la óptica de los sagrados principios, la repetición ritual de mantras y consignas muchas veces vacías de contenido (es decir, vacías de práctica) más como reafirmación tribal de la propia identidad que como un momento más de lucha real contra el sistema capitalista y su Estado.

De modo que ¿una campaña abstencionista? ¿una más?

Dejando al margen que, para nosotrxs, la denuncia del sistema político que ampara y defiende la explotación capitalista, es decir del Estado democrático, debe ser una constante entre quien aspira a una sociedad libre, encontramos suficientes razones más o menos «nuevas» que justifican que alcemos la voz públicamente evidenciando su función y llamando a la abstención masiva y consciente.

Tras el reflujo del último ciclo de luchas (lo que se abrió con el 15-M de marras) y la ordenada entrada de parte del movimiento en el curro institucional acompañados mansamente por algunos antiguos libertarios, las voces contra el sistema de representación institucional democrático fueron tímidas, dubitativas o directamente inexistentes. Parece que nos hubiésemos tragado el camelo de que lo que define el funcionamiento del sistema son las personas que ocupan determinadas posiciones clave, y no el sistema en sí: su estructura y su función, frente a las cuales ni la mejor de las voluntades puede nada.

Un análisis somero de la situación nos indica que, como tantas veces antes, el sistema encuentra su renovación y regeneración democrática entre su antigua oposición. El descrédito generalizado de la política institucional entre la gente del montón viene a encontrar soluciones de la mano de la nueva política, sus nuevas caras y sus nuevos discursos que en un visto y no visto huelen ya a viejo.

El sistema capitalista en su aspecto económico, por su parte, parece recuperarse de su última crisis tras arrasar con todo lo prescindible. Esta recuperación, sin embargo, se construye con un empeoramiento atroz de las condiciones de vida de lxs explotadxs, situación que no se va a revertir. En este escenario, en el que la crisis capitalista se sortea mediante el aumento de la explotación y la exclusión de grandes masas obreras, las políticas aparentemente sociales de la nueva izquierda son plenamente funcionales para evitar y controlar los estallidos sociales. Estas políticas, lejos de trabajar al servicio de lxs de abajo, apuntalan un sistema en ruínas.

Son estas algunas de las razones que nos empujan a denunciar la democracia ahora, en el momentoen que busca su justificación mediante las urnas. La farsa electoral es el momento en que el Estado democrático se justifica a sí mismo, mediante nuestra participación. Rechazar la participación en la farsa es negar la supuesta justificación que el Estado democrático, brazo armado del Capitalismo depredador, pudiese obtener o pedir de nuestra parte.

Pensamos igualmente que, en momentos en que la integración por la vía de la participación es un hecho, las prácticas y las ideas de ruptura y de negación de su sistema y de su mundo han de tener presencia real y masiva en la calle; empezando por la negación del momento álgido de legitimación estatal, las elecciones, mediante el boicot activo, consciente y masivo.

Por todo esto, y porque pensamos que la lucha abstencionista no es un simple ritual identitario sino que forma parte de las prácticas necesarias para poner fin a este mundo de miseria y muerte; que aunque la abstención electoral y la denuncia de la democracia son insuficientes son pasos indispensables en la consecución de un nuevo mundo, os llamamos a sumaros a la iniciativa que pusimos en marcha en este sentido, o a impulsar desde vuestro ámbito cuantas otras vayan en esta dirección.

Porque hay que dar la cara: Abstención activa, consciente y masiva.

¡A LA CALLE, QUE YA ES HORA!

Os pedimos a todxs lxs compañeras y compañeros, que hagáis un esfuerzo y lo reenviéis y difundáis a discreción.

Sociedades de Enemigos del Estado – Sociedades de Amigas de la Revolución.
Noviembre de 2015

12144796_799419463500131_2343544301828264699_n

This entry was posted in Convocatorias, Noticias, Noticias y comunicados, Panfletos y Carteles, Publicaciones, Textos and tagged , , . Bookmark the permalink.